Pasos para cambiar un pañal

Paso 1: Organízar todo lo necesario.Antes de llevar al niño al lugar donde se cambian los pañales, lávese las manos, reúna lo que va a necesitar y llévelo a la mesa o lugar de cambio:

– Forro de papel no absorbente lo suficientemente grande como para cubrir la mesa de cambio desde los hombros del niño hasta más abajo de los pies.
– Un pañal y ropa limpia (si hace falta).
– Hojas limpiadoras para los genitales y las nalgas del niño. Las hojas deben sacarse del recipiente antes, o si las usa en el momento se sacan de tal manera que no toquen el recipiente durante el cambio del pañal.
– Una bolsa de plástico para la ropa sucia.
– Si piensa usar guantes éstos deben ser desechables (póngase los guantes antes de tocar la ropa o el pañal sucio).
– Una aplicación espesa de crema de pañales (cuando sea apropiado) tomada del recipiente con un material desechable tal como un pañuelo de papel o papel higiénico.

Paso 2: Lleve al niño a la mesa o lugar de cambio, mantenga la ropa sucia alejada de si mismo y de cualquier superficie que no pueda limpiarse fácilmente después del cambio.

– Siempre mantenga una mano sobre el niño.
– Si durante el cambio no puede mantener los pies del niño fuera del pañal o fuera de contacto de la piel sucia, quítele los zapatos y los calcetines para que no se los ensucie con el excremento o la orina durante el cambio de pañal.
– Coloque la ropa sucia en una bolsa de plástico y amárrela firmemente para mandarla a casa.

Paso 3: Limpie al niño.

– Ponga al niño en la mesa de cambio y suelte su pañal, dejando el pañal sucio debajo del niño.
– Si se usan alfileres de seguridad, cierre cada uno en cuanto lo quite y manténgalos fuera del alcance del niño. Nunca se los lleve a la boca.
– Levante las piernas del niño según sea necesario para limpiarle los genitales y las nalgas con las hojas desechables. Limpie el excremento y la orina de adelante hacia atrás y use una hoja nueva cada vez. Ponga las hojas sucias dentro del pañal sucio o directamente en un basurero forrado con plástico sin usar las manos para abrirlo.

Paso 4: Quite el pañal sucio sin contaminar las superficies que no han estado en contacto con el excremento o la orina.

– Doble la superficie sucia del pañal hacia adentro.
– Coloque los pañales desechables sucios en un basurero forrado con plástico sin usar las manos para abrirlo. Si se usan pañales de tela, coloque el pañal sucio y su contenido (sin vaciar o enjuagar) en una bolsa de plástico o en un basurero forrado con plástico sin usar las manos para abrirlo para dárselo a los padres o al servicio de lavandería.
– Si usa guantes, quíteselos usando la técnica correcta (vea Uso de Guantes) y colóquelos en un basurero forrado con plástico sin usar las manos para abrirlo.
– Aunque use guantes o no, use una hoja limpiadora desechable para limpiarse las manos y otra para limpiarle las manos al niño y coloque las hojas en un basurero forrado con plástico sin usar las manos para abrirlo.
– Revise debajo del niño por si ha habido un derrame. Si es este el caso, doble el papel que extiende debajo de los pies del niño y deje una superficie limpia de papel debajo de las nalgas del niño.

Paso 5: Póngale al bebé un pañal limpio y vístalo.

– Deslice un pañal limpio debajo del niño.
– Use un pañuelo de papel o papel higiénico para untar las cremas apropiadas de pañal, desechándolo en un basurero forrado con plástico sin usar las manos para abrirlo.
– Fijese si hay los problemas de la piel que observe, tales como rojez, piel partida, o sangrado para reportarlos.
– Cierre el pañal. Si usa alfileres de seguridad, coloque su mano entre el niño y el pañal al insertar el alfiler.

Paso 6: Lave las manos del niño y llévelo a un lugar supervisado.

– Lave las manos del niño con jabón y agua a una temperatura de por lo menos 60 grados F pero no mayor de 120 grados F en un lavabo si es posible.
– Si el niño es demasiado pesado para cargarlo a lavarle las manos o no puede pararse frente al lavabo, use hojas limpiadoras para pañales o siga el siguiente procedimiento:
– Enjugue las manos del niño con una toalla de papel húmeda con una gota de jabón líquido.
– Enjugue las manos del niño con una toalla de papel mojada con agua.
– Seque las manos del niño con una toalla de papel, desechándola en un basurero forrado con plástico sin usar las manos para abrirlo.

Paso 7: Limpie y desinfecte la mesa o lugar para el cambio de pañales.

– Deseche el forro de papel que se usó en la mesa de cambio en un basurero forrado con plástico sin usar las manos para abrirlo.
– Limpie cualquier suciedad de la mesa de cambio con detergente y agua; enjuague con agua.
– Remoje toda la superficie de la mesa de cambio con una mezcla desinfectante (por ejemplo, rocíe con una mezcla de un cuarto de taza de cloro y un galón de agua la cual se prepara cada día).
– Guarde el rociador de la mezcla desinfectante. Si rocía la superficie con la mezcla recomendada de cloro, déjela reposar por lo menos 2 minutos. Puede dejarse a secar al aire o la puede secar después de 2 minutos.

Paso 8: Lávese las manos y si lo desea anote el cambio de pañal en un expediente diario del bebé.

En el diario, anote el contenido del pañal y cualquier problema que se haya presentado (excremento aguado, olor inusual, sangre en el excremento, irritación de la piel). Repórtelo si debe de hacerlo.

Vía: National Resource Center for Health and Safety in Child Care and Early Education
Foto: Flickr (Galería de Joe Shlabotnik)

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: